T-MEC: El nuevo tratado que revolucionará el comercio exterior

El T-MEC  es un tratado completamente nuevo. Se ha nombrado: Tratado México – Estados Unidos y Canadá (T-MEC) o USMCA por sus siglas en inglés (United States – México – Canadá Agreement).  Entrará en vigor este próximo 01 de julio de 2020. No es una renegociación del TLCAN (Tratado de Libre Comercio de América del Norte)

Este nuevo tratado genera como resultado que las disposiciones sean mucho más exigentes y complicadas para su cumplimiento que las del tratado anterior, así como la incorporación de temas nuevos que corresponden a circunstancias de la realidad actual.

Ahora, en este sentido El T-MEC, incorporará nuevas disposiciones que fortalecerán la plataforma comercial de América del Norte y garantizará que el comercio entre los tres países sea más sencillo y equitativo. 

De acuerdo con los textos publicados en la página oficial del Gobierno de México, Textos del tratado México-Estados Unidos-Canadá con este acuerdo comercial se logró aumentar los incentivos para el desarrollo de proveedores locales.

Además, modernizará las disciplinas de lo acordado previamente, adaptándolas a las necesidades de la economía de nuestro tiempo, incorporando herramientas para: incentivar el desarrollo y el uso eficiente de los recursos energéticos. 

Promover el desarrollo del comercio digital, facilitar el comercio de servicios financieros, fomentar la competitividad de las telecomunicaciones, y fortalecer la protección de la propiedad intelectual. 

Los textos señalan que el T-MEC contribuirá a hacer el comercio en América del Norte más inclusivo, facilitando la participación de emprendedores, pequeñas y medianas empresas. Apoyar el crecimiento y desarrollo de las pequeñas y medianas empresas mediante la mejora de su capacidad para participar y beneficiarse de las oportunidades creadas por este acuerdo. Reconociendo sus contribuciones al crecimiento económico, el empleo, el desarrollo comunitario.

Se contempla la responsabilidad con el medio ambiente y con la sociedad, fortaleciendo la protección a los trabajadores y el compromiso con el combate a la corrupción. Mantendrá la certidumbre del comercio y las inversiones, al continuar con el libre comercio en América del Norte. Facilita el comercio entre las partes mediante la promoción de aduanas eficientes y transparentes con procedimientos que reducen los costos para los importadores y exportadores. Establece un marco legal y comercial claro, transparente y previsible para planificación de negocios, que apoya una mayor expansión del comercio y la inversión. Preservando los mecanismos de solución de controversias e incorporando un mecanismo de revisión que contribuya a mantener el acuerdo acorde a la realidad económica de los tres países que participan en el antes llamado Tratado de Libre Comercio de América del Norte.

Con lo anterior habrá acceso preferente e ilimitado para los productos mexicanos en los mercados de Estados Unidos y Canadá, eliminando la posibilidad de imponerles restricciones que sean un obstáculo en el desarrollo de las cadenas productivas de valor. México a través de la modernización de este tratado tiene la posibilidad de contribuir a la mejora del comercio promoviendo la liberalización e integración además de incorporar los elementos que hagan del comercio una actividad solidaria, democrática e incluyente.